wibiya widget

lunes, 11 de junio de 2007

Las Torres Blancas y el Morocco



El sábado fuí a una pequeña party en el edificio de las Torres Blancas de Madrid. Conclusión: es obra de un arquitecto demente.
La entrada y hasta que llegué al piso de la amiga en cuestion, me recordaba al decorado de Austin Power. Me enseña el piso y encuentro unas escaleras detrás de la puerta de la cocina, que según otra amiga, "bajan al ultramundo". Es decir, la puerta donde dejan la basura o como se llevaba antes tanto en Madrid, la puerta de servicio.
Las paredes, casi todas eran redondas, así no hay quien pueda amueblar el piso.
Esto fue la primera impresión, pero y cuando ya estábamos pedo después de bebernos un reserva del 2000, era como estar volando.

Luego, y después de beber no sé cuantas copas de vino, nos fuimos al Morocco. Añade un pedo de impresión, 12 tías y yo vestida con un kimono. Si eso no es llamar la atención, no se llama con nada. Y luego a perseguir a los frikis del lugar, que para eso vamos al Morocco en cuestión. Claro, que estoy pensando, que igual ese día éramos nosotras las frikis de las que todo el mundo se ríe. Bueno da igual, me volví toda peo en metro oyendo a unos cuantos como me gritaban "EH JAPONESITA".

2 días tardé en recuperarme de la party, y es que como dice el anuncio de Coca Cola, te das cuenta de que te haces mayor cuando tardas 2 días en recuperarte de la fiesta. Y es que ya no es como antes...

1 comentario:

FedeGRC dijo...

Muy Majas las fotos Majo (juas juas!), yo soy Fede, el friki de rojo de la primera foto... que digo yo, no hice fotos suficientes esa noche, claro, y tienes que poner justamente en la que salgo como una mezcla entre Elvis, Boris Izaguirre y el presentador de humor amarillo(lo digo por la compañia, jeje).
La noche estuvo muy bien, con algunos misterios merecedores de una investigación de esas de Iker Jimenez ¿cómo hemos seguido en contacto unos frikis con otros? ¿que sería del de la camisa blanca con lucecitas? ¿que llevaría Maria José debajo de la sabana? Uy...